Visita al Monasterio de Santa María de Sandoval

Share on facebook
Share on twitter
Queridos amigos: 
El sábado día 12 de diciembre, se realizó una visita guiada al Monasterio cisterciense de Santa María de Sandoval, organizada exclusivamente  para socios de SOFCAPLE.
Por motivos de seguridad el máximo de asistentes fue reducido y la visita, guiada, resultó muy interesante ya que se pudieron visitar zonas  anteriormente cerradas al público por el mal estado en que se encontraban. Las últimas restauraciones llevadas a cabo lo han hecho posible.
     
En las recientes intervenciones que se han llevado a cabo, se consolidaron los muros de la panda norte del claustro segundo, que fue construido como ampliación del recinto monástico en su uso conventual para la dotación de celdas individuales en la planta superior y de otras dependencias funcionales en la planta baja , que se encontraba muy deteriorado.
También se ha recuperado la Panera, que fue originariamente un almacén de suministros, remanentes y excedentes de producción, como trigo, vino, frutos y todo lo que cosechaban en todas sus posesiones en la provincia, para los monjes que habitaban el Monasterio. Se rehabilitó el tejado, recuperación de ventanas originales y suelo.
También hubo una partida económica para recuperar los pavimentos cerámicos existentes del refectorio y las cocinas del edificio, así como a la consolidación de algunos elementos constructivos degradados.
Entre los hallazgos realizados con motivo de la retirada de tierras y derrumbes en el área de trabajo, destacan un zócalo con pintura de motivos geométricos que ha sido protegida para su posterior restauración. En la base aparece una banda rojiza y sobre ella un seriado de arcos dibujado en tonos azulados y blancos.
          
EL MONASTERIO
El monasterio cisterciense está situado en el término de Villaverde de Sandoval, municipio de Mansilla Mayor, León.
Se construyó sobre terrenos donados en 1142 por Alfonso VII al conde Pedro Ponce de Minerva y a su esposa Estefanía Ramírez. Tras recibir numerosas donaciones y ser poseedor de amplios territorios, entró en decadencia en el siglo XV. En 1592 y 1615 fue pasto de las llamas, razón por la que hubo de reedificarse. La permanencia de los monjes se mantuvo hasta 1835, fecha en la que se produjo el exclaustrado con la desamortización de Mendizábal.

Su disposición arquitectónica responde al indicado por la Regla del Cister. Posee dos grandes claustros, aunque el que se conserva es el realizado en el siglo XVII, en él se mantiene la severidad de la Sala Capitular.

La iglesia es de planta de cruz latina, con tres naves, crucero y ábsides semicirculares. La primitiva puerta de acceso por el hastial norte, es románica, y presenta una singular resolución de sus arquivoltas. La del oeste, que es ahora la de entrada, es de arco apuntado, sobresaliendo su belleza por la sencillez de su construcción y elementos decorativos a base de elementos florales, figuras de monjes y el calvario del tímpano de la puerta. En el hastial sur se levanta la espadaña que es de tiempos posteriores.

En su interior destacan los sarcófagos de los fundadores, dispuestos a ambos lados del altar, en el medio se montó el retablo mayor en el que participó entre 1605 y 1618 Pedro Sánchez, monje cisterciense.

Artículos Recientes